viernes, 24 de agosto de 2007

LA SEBASTIANA

(ESTO LO ESCRIBÍ HACE COMO 2 AÑOS ATRAS... SE ACERCA SU ANIVERSARIO Y ME GUSTARÍA COMPARTIRLO CON USTEDES)

Conocí a la Sebastiana en un evento en el cual me sacaron la chucha... a lumazo limpio. Además como a las dos nos sacó la chucha el mismo paco ella lo tomo como señal divina y que por eso deberíamos ser amigas para siempre jamás (siempre decía eso) y por eso nos hicimos amigas casi al instante. Aunque si estaba completamente adolorida y no podía "disfrutar" mucho el estar ahí, ella en ningún momento me dejo sola, parecía un perro guardián cuidando que ninguna de las cabronas se me acercaran y ni siquiera después me podía acordar bien de la cara de ella. Pero la segunda vez que nos vimos nos hicimos inmediatamente "calzón y poto" como decían las otras chiquillas.La Sebastiana ha sido la única mujer con pene que he conocido, pero que sentía con la intensidad de 10 mujeres juntas. Siempre me decía que la naturaleza se había equivocado con ella, que debería haber sido mujer, que por más que trataba de mear sentada no había caso, añoraba con usar toallas higiénicas, siempre se soñaba embarazada o llena de hijos. Quería sentirse y verse como una mujer de verdad. Para mi no era tan disfrazada, ciertamente por la voz y por algunos pelos que asomaban en la cara, no parecía tan hombre. Era alta, pero no tanto, de tez blanca, lindos dientes, pero lo más top eran sus tetas, redondas y duras... ella me decía que había nacido con ella y siempre se reía de las cagá de pechugas que tenía yo. Su voz le acomplejaba mucho y era cuando ella hablaba que se notaba que era diferente.Al principio tenía curiosidad y debo reconocer algo de morbo y quería saberlo todo, quería que ella me contara todo, hasta como lo hacía (que guea me importaba a mi como tenía sexo... pero yo igual quería saberlo) ella nunca se complicó en lo absoluto, me contestaba todo con la mayor naturalidad posible, hasta que llego el momento que no tenía nada más que preguntar, nada más que ver de su anatomía y nunca más pregunté tonteras que no importaban. Igual intercambiábamos conocimientos... los días que yo andaba con regla, debía explicarle los más detalladamente posible como era ese dolor, a qué se parecía, cuál era el lugar exacto que me dolía, y ella sólo por el cariño que me tenía sacaba al hombre que tenía muy escondido y me daba algunos secretos de como podía hacer yo para conquistarme a alguno.Ella leía mucho, siempre estaba al tanto de la actualidad, tenía una amplia visión de la política y fue por ella que yo entendí como funcionaban varias cosas en este país y me encantó. Se podía conversar larga y tendidamente con ella, y creo que eso fue lo que encantaba a los hombres, la atención que ella ponía a cada palabra que escuchaba, hacía sentir que nada era más importante que lo que se le decía. La vi muchas veces usando sus técnicas de conquista y era muy difícil que un hombre se hiciera el desentendido de aquello, pero muchos preferían ignorarla, antes de que ella empezara a hablar.Alguna vez cuando era adolescente y no soporto vivir más escondiendo la mujer que tenía dentro, su familia que era bien acomodada y demasiado tradicionalista la echaron para no verla más, pero nunca más. Ahí hubo un tiempo que se paro en algunas esquinas por "amor pagado" pobre del que le dijera puta... el combo en el ho... no lo sacaba nadie, después estudio algo como confección, ahí ella saco toda su creatividad y nunca termino de estudiar eso, no por flojera o falta de recursos (aunque en ese tiempo no le sobraban) pero era como que todo lo que aprendía ahí lo sabía. Así que hacía ropas para algunas de la "chiquillas" a muy buen precio y a la medida, empezó a correrse la voz que ella cosía espléndidamente y llegaban "chiquillas" de todo Santiago. Una de ellas bailaba en una disco gay, hacía algunas performas (no sé como se escribe) y bailaba y ahí la Sebastiana empezó a hacerle algunas ropas de lentejuelas. También les empezó a cocer a unas Drag Queen de Santiago y Viña... hasta hacía trajes de vedette... yo me los probaba todo como que sacaba la bataclana que creo que varias mujeres llevamos dentro. Mi amiga me miraba y se mataba de la risa de mi... "es que te falta de todo mi niña...!!!" pero aún así me aplaudia a rabiar cada vez que me probaba mis ropas.Se soñaba vestida de blanco radiante... agarrada del brazo de su príncipe... ese príncipe que nunca llego. Le encantaban los matrimonios y los vestidos de novia. Cuando veía en alguna iglesia de barrio algún matrimonio, se ponía al final bien calladita y veía la ceremonia imaginándose ella en el altar y salia de la iglesia preparando toda su boda. "Ahhh!!! mi niña, te voy a hacer un vestido maravilloso cuando te cases... bien blanco, para que te veas de lejos" y yo me largaba a reír (en ese tiempo no tenía para cuando conocer a mi oscuro.Nunca nadie vio a la Sebastiana sin maquillaje, sin tener el pelo cuidadamente despeinado y de tinte perfecto, uñas de pies y manos largas y pintadas (con ella aprendí hacer manicure) y combinaba sus ropas sofisticadamente. Tenía clase y tenía una femineidad envidiable. No había día en que no peleara conmigo porque no me maquillaba o no me pusiera vestido....- ¡¡¡ Niña, como sales así a la calle !!! - gritaba con espanto - la pobrecita gente no tiene la culpa de verte el caracho - me gritaba mientras buscaba entre sus cosméticos.- Uyyy!!!! no me gueí - le respondía -¡¡¡ me carga pintarme, la cara se arruga !!! - Ahhh noooo!!!!! eres mujer de a de veras, con vágina y todo y no estas ni ahí - se quejaba mientras me empezaba a maquillar - ahhh!!! (suspiraba) si yo tuviera tu vágina, pero te la dieron a ti - se quejaba.Y sin mucho que hacer me daba un "Zarpazo de tigre" como ella decía, porque para manito de gato no me alcanzaba.Sus amores eran tormentosos, siempre con hombres casados con hijos y todo eso, que al principio le juraban amor eterno y hasta la muerte, pero tiempo después se iban sin siquiera despedirse, dejando a mi amiga sumida en una profunda tristeza por varias semanas. Siempre se fijo en hombres que jamás podrían encarar una relación con una mujer como ella y a ella parecía no importarle, sólo disfrutaba el cariño sin hacerse tantas expectativas. El amor no fue bondadoso con ella, pero si recuerdo bien nunca se quejo de su suerte en ese plano, me decía que ella a diferencia de muchos amaba y había amado hasta casi morir, y habían personas que abandonaban este mundo sin tener idea siquiera lo que era sentir amor.A mi Sebastiana le encantaba una amigo mío que era de lo más capo e inteligente que había. Igual él siempre trataba de mantener cierta distancia con ella y para una navidad como gran gesto de su parte le regalo una estola de plumas rosadas larga y brillante, que mi amiga se ponía sólo en ocasiones muy especiales, la verdad es que parecía una diosa con esa estola. Sin darme mucho cuenta la vida se le empezó a apagar no se saco más sus plumas y cuando ya no podía teñirse su pelo ni maquillarse debía ir yo, una vez que yo no pude ir la maquillo mi amigo... jajajaja!!! le puso una sombra verde bien brillante y los labios fucsia, cuando entré a verla casi morí del espanto, pero ella no me dejo arreglarla si Daniel decía que estaba linda es porque lo estaba. Cuando ya no podía estar en su casa porque no había quien la cuidara, la llevamos a la clínica la Familia, en ese tiempo era un lugar para que enfermos de SIDA murieran dignamente, en un lugar limpio, lindo y atendidos con cariño. (hoy esa clínica hace lo mismo, pero con enfermos terminales de cualquier índole) Me quedaba harto más cerca de mi casa, podía estar con ella todo el rato que quisiera, antes de irme a clases me iba hasta allá y cambiaba su pijama, le arreglaba el pelo y la maquillaba. Un día amaneció, ya estábamos en primavera y ella estaba muy animada, como hace tiempo no la veía, busque a mis amigos y le hicimos un show, Miguel Bosé, Luz Casal, pelucas, brillo, nos reímos mucho, nos quedamos con ganas de fumarnos un cuete, pero no se podía. Llego la noche y nos despedimos sabiendo que era ultima vez que nos mirábamos a los ojos. Mis amigos se fueron y nos quedamos las dos solitas ahí tomaditas de las manos, sin decirnos nada.- ahhh!!! mi niña, he sido más feliz que nadie en este mundo... es linda la vida, pero es más linda cuando se esta acompañada - me decía sin soltarme las manos - te sacas pronto esa idea de ser la soltera sin compromiso, es bueno tener un compañero.Yo la miraba y asentaba con mi cabeza.Le arregle los cuatro pelos que le quedaban en la cabeza, acomode sus plumas (que con lo flaca que estaba ella, parecía cóndor o gallina de cogote pelao) le di un besito y me fui. Mi Sebastiana dejó este mundo un día viernes en que el sol brillaba con rabia y por más que me ponía bajo sus rayos no lograba entrar en calor. A su funeral fuimos mis amigos y la manga de travestís, homosexuales, unas personas que nunca supe si eran hombres o mujeres, pero algo eran. Pusieron música de la Madonna, Cheer y algunos tangos bien sufridos y yo ahí me abrazaba con todos. Mis amiguis pasaron a ser el centro de atracción de ese funeral, los pobres no despegaban el poto de la muralla, pero ahí estuvieron.Su herencia para mi (dejo escrito su testamento en una hoja de cuaderno) fue una pluma fuente, tan vieja como ella, un cassete de tangos, que jamás he tenido el valor de escuchar, me había dejado sus plumas, pero como llego el papel algunos días después no alcancé a sacarla, ya que la mandamos al otro mundo con su estola, en todo caso jamás la llevaría con la prestancia y elegancia que la llevaba ella. Y me dejo un cuaderno empastado por ella con cientos de hojas blancas para escribir. Ahí esta intacto, no me atrevo a escribir en él, es demasiado lindo, además demoro meses en hacerlo y putiaba a cada rato al hacerlo. El otro día fui a la casa de mi mamá y ahí tengo mi baúl de los recuerdos, como andaba nostálgica subí al que era mi dormitorio y abrí mi baúl. Habían cartas, diarios de vida mío, peluches mutilados, y estaba el cuaderno empastado y ahí esta nuevito, esperando a ser escrito con algo. Ufff!! veremos en que momento me atreva a usar esa vieja pluma fuente, abrir mi cuaderno, prender un pucho, poner el cassete de tangos y hacer volar mi imaginación y estamparla en aquel lindo cuaderno

25 comentarios:

Marcela dijo...

Lindos recuerdos.....seguro debe haberse ido feliz de contar con una amiga como tu, y tu de haber aprendido de la vida junto con ella.

Atrapada dijo...

Que linda amistad.

Ese cuaderno me imagino que te lo dejo para que fuera escrito, que mejor regalo para ella que poner tus historias en el. Animate.

Tu bb esta enorme y lindo, se parece a tu oscurito, se paso.

Saludos

pancho_famoso dijo...

primero....la felicito por el bebe, demasiado rico...se nota que lo hizo con cariño jajajja...

Volver a leer esta historia me dejo pah la corneta...te juro que lloro como una niña, es que con esto del noviazgo soy de lo mas cursi y sentimental, si hasta me resisto a ver los comerciales de clos de pirque, por que ahi si que me tiro al mapocho...

es bueno tenerla again en el blo'...

pd: no le saque fotos en bolas al bebé, por que es horrible verlas cuando uno esta mas grande, y peor que otros las vean...

Pirzen dijo...

Acabas de compartir un precioso escrito. Piénsalo bien, es un guión completo. Con la dulzura de la personalidad de la Sebastiana, y tu pluma jocosa.
Es una historia ( real ) pintada para el cine.

Saludos

PD: En tu cuaderno podrías escribir este mismo texto, de tu puño y letra.

Gustavors dijo...

y este nuevo perfil? Notable!

Don Clavito dijo...

¿No has pensado alguna vez en escribir un libro? Me encantó la historia...

A pesar de ser un cartuchón a ultranza, te expresas de forma cariñosa, simpática y respetuosa en tus relatos (leí tus posts antiguos también), aún cuando te gusta tocar temas que no soy muy convencionales en el género blog.

Fuiste una gran amiga, estuviste en las duras y en las maduras con tu querida partner... te felicito, ojalá todos tuvieran esa misma actitud en la vida.

Un abrazo y gracias por comentar en mi inmundo blog. Nos estamos leyendo.

Don Clavito

Don Chere® dijo...

Chucha, fuerte la historia que cuentas..bonita también...no me ha tocado que un amigo o amiga me dejen todavía, no te podría decir como se debe sentir.-

Cuídate.-

Alejandra dijo...

La historia que cuentas me deja con la idea de que aunque te pasen cosas buenas y malas, lo mejor es haber vivido la vida con intensidad. Saludos y gracias por la visita.

 kotto dijo...

que pena morir así...
me dio una cosa en el pecho leer cada palabra de tu post...

una historia conmovedora..

boris dijo...

hola, que historia, tal vez ese cuaderno este esperando otras historias, para que quede el testimonio de lo que has visto, oido o vivido
saludos

ElPoeta dijo...

Marlencita. querida amiga, ando mal de tiempo; ya vendre a leer con calma. De momento solo darte las gracias por venir a visitar mi espacio y felicitarte por el tuyo. Un beso,
V.

Isoldita dijo...

Hola!
Pasaba a agradecer tu visita y me encontré con este post...

Lindo... qué lindo que puedas escribir algo con tanto cariño de una amistad que a ojos de muchos, tiene más de morbo que de otra cosa. Pero no para ti.

Lindos tus recuerdos y muy bello lo que escribiste de ella, ojalá puedas retomar el libro que te dejó y seguir escribiéndole.
(Copuchenteé en tu blog, y tienes un hijo precioso!)

Muchos saludos
Te seguiré leyendo!

*.

chica canifru dijo...

Estuve mirando las fotos de tu hijo, puta que salió lindo el cabro!
Que bueno que estés de vuelta y tan bien acompañada.

Danilo dijo...

Oye realmente buena la historia, creo que es dif�cil el tema, al menos para mi, que he sido modelado de forma tradicional, pero deformado acad�micamente lo que me hace comprender y nunca juzgar, pero cada d�a se avanza y entre todos estamos construyendo un mundo mejor, donde lo que importe sea ser feliz.
Saludos...

Pablillous dijo...

me acuerdo perfectamente cuando publicastee sto por primera vez

ratona

besos

Pablo

Enzo Antonio dijo...

Que historia amiga, de esas amistades que no se olvidan y más con la Sebastiana un ser especial y que supiste no discriminar, te felicito, ojalá escribas, aunque de echo ya lo hiciste y muy bello!!
Gracias por visitarme.
PD. lindas las fotos del bebé.

Otra vez a viajar al olvido... dijo...

que linda historia, es verdad?

pablo dijo...

Que lindo lo que escribiste.
me llegó mucho tu historia.
La amistad siempre va de la mano con la tolerancia y el amor,,y eso s ehace palpable en tu escrito

un abrazo

yO

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

Primera visita a esta Bitácora...espero que la primera de muchas.

Personaje particular la Sebastiana, ¿eh? Una mujer con fuerza de hombre...más fácil hacerse respetar ante los brutos que nunca faltan en tan duro ambiente. Lo que haya hecho, lo hizo a su manera y así vale la pena vivir.

En algún momento podrás escuchar ese cassette de tangos y escribir en el cuaderno que te legó...habrá llanto, casi de seguro, pero también la certeza de que Sebastiana sigue en ti. Saludos cordiales.

Siempre dijo...

Que linda historia, y la manera en que la relatas.
Preciosa mujer tu amiga.
Me puse al día con tu espacio, tu hijo está precioso.
Un abrazo para ti.

AteNea dijo...

hola, me emocioné harto con tu post..

De eso se trata la amistad, de ser tolerantes y aceptar al otro tal como es.. por eso, debiste ser una gran partner para la Sebastiana..

Y que lindo lo que le escribiste..

Chau.

Papelucho dijo...

esas amistades que nacen bajo situaciones traumáticas quedan como plastificadas... termolaminadas y condenadas a la eternidá.

César-in dijo...

Chuuuuuuuu... ¡me diste duro con esa historia! Me quedé con un par de pucheros y mirando pa'todos lados pa'segurarme que no había nadie por acá (jeje).
El amor de dos almas tiene que ver sólo con la pureza de sus relaciones.
Buena por esa...
Buen viento...

Aynna Dannan dijo...

Hermoso!!!

CaTa dijo...

Qué emoción! pasé por aquí y no puedo dejar de decirte que hace dos años mas menos cuando andaba pensando en hacer un blog, leí muchas bitácoras, pero de todo lo que leí, me enamoré de este relato, creo que es lo mejor que he leído en narración en un blog. Hoy a propósito de no se qué, me acordé de La Sebastiana, y partí a buscarlo a San google, y aquí estoy.
Te felicito, agradezco el regalo que nos haces a quienes nos hemos identificado con tu narración.
Un gran abrazo para ti